martes, 30 de julio de 2013

SÓLO LOS HECHOS


“Sólo los hechos”
L.A. Confidential (1997)
Ese era el lema que decía el policía de ficción en una película llena de corruptelas y engaños, de dobles personajes y magros cargos que pretendían construir una ciudad nueva, lista para los nuevos tiempos que se avecinaban en un gran país democrático.
Muchas veces me pregunto si los acontecimientos nos superan o ya forman parte del decorado del momento que nos ha tocado vivir.
Un país al borde del colapso económico, con una tasa de paro a punto de estallar, un gobierno corrupto que no puede dejar de serlo porque forma parte de su ADN. ¿Es posible continuar cerrando los ojos ante la evidencia? ¿Es posible proseguir sin darte de bruces con la cruda realidad?
L.A. Confidential (1997)
La justicia cada vez da más signos de partidismo y, a pesar de todo, a pesar de la situación, nos es útil y la seguimos necesitando. Es esa justicia la que nos permite hacernos creer que vivimos en un país de un primer mundo. Una justicia que muestre que no todo es de color negro ni todo es de color blanco, salvo los matices que les podamos dar.
Hoy salta la noticia de que el juez que instruye el caso Bárcenas, llama declarar como testigos a los políticos relevantes del Partido Popular: de Cospedal, Arenas y Álvarez Cascos. Sólo como testigos, sólo como simples testigos, cuando han aparecido sus nombres en misteriosas listas de sobresueldos de dudosa procedencia. Esperemos que la justicia no sea indefinida como el gris marengo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario